Caja de Recuerdos del Bebé

Todas las mamás podemos tener en casa un tesoro que nos dejen poco a poco nuestros hijos, desde que nacen hasta que vayan creciendo podrán darse a la tarea de reunir artículos especiales que les recuerden momentos especiales e importantes con su bebé, es una manera de congelar el tiempo y cuando pasen los años, podrán recurrir a ella y tener esa sensación de regresar y volver a vivir momentos especiales así que hablamos sobre como construir una caja de recuerdos del bebé.

Lo que necesitan tener para empezar es buscar una caja de buen tamaño, lo ideal es que sea del largo de una caja de cereal acostada, pero con un buen fondo para que puedan guardar varios objetos sin preocuparse de que cabrán o no. Puede ser de plástico o de cartón, pero lo más importante es que le den su toque personal para que la decoren a su gusto con papeles o imágenes que les gusten y puedan hacerla sencilla de identificar, pero también vean que sea muy resistente tanto al agua como al polvo y que cierre bien para poder evitar que se formen hongos o que algún animalito se meta ahí.

La caja de recuerdos para el bebé tendrá lo más importante por dentro, es decir, artículos que sean de su hijo y que ustedes consideren fundamentales, por ejemplo: Ropita, pueden ser las primeras prendas que le colocaron al salir del hospital o algo que le hayan regalado que sea muy lindo y que deseen guardar. También pueden guardar unos zapatitos o calcetines para que recuerden lo pequeños que eran sus pies.

Muchos papás les hacen al bebé un libro de fotos o de recuerdos con varias imágenes de su vida, así que no duden en guardarlo ahí, será de mucha utilidad en esa caja que van a formar porque contiene la historia de su hijo. También en una hoja especial, les recomendamos plasmar la imagen de los pies y manos de los pequeños, pueden imprimirlos con pintura o marcarlos en una especie de cemento especial para bebés como si fuera un fósil, para conservarlos como recuerdo.

Otras opciones que les damos para la caja de recuerdos del bebé es colocar dentro su primer juguete, un babero, una cobijita o un gorrito, algo que les recuerde el momento del nacimiento, también coloquen  los documentos importantes del bebé como la primera acta de nacimiento, la cartilla de vacunación, recuerditos de su bautizo, muchas fotos, disfraces o todo lo que ustedes consideren como especial, porque esto será de su hijo y de ustedes, así al ver la caja, siempre podrán abrirla y ver como ha crecido, los logros que ha tenido y la buena labor que han hecho con sus hijos, esta sin duda es una forma de congelar y atesorar el tiempo.