Como Disciplinar El Comportamiento De Tu Hijo

Algunos de los expertos en la materia recomiendan que el “tiempo de castigo” es una de las técnicas de disciplina más efectivas que puedes usar para reprender el mal comportamiento de tu hijo, sin embargo esta no debe ser la única herramienta que tengas a tu disposición. A medida que los niños crecen, se vuelve menos efectiva y con lo inteligentes que son le van restando importancia. No obstante hay otros métodos que funcionan muy bien con niños mayores. Ejemplo:

  • Atrapa a tu hijo cuando se está portando bien
  • Refuerza lo bueno
  • No esperes la excelencia
  • Muéstrale opciones
  • Implementa objetivos específicos y limitados
  • Recuerda que la disciplina no es lo mismo que el castigo 

Ahora bien, lo mejor que puedes hacer para mejorar el comportamiento de tu hijo, es premiarlos y reconocer su buen comportamiento. Ya que como sabemos no son perfectos.

Evita concentrarte en los comportamientos que no quieren en tus hijos, por el contrario fomenta los que sí quieres. Así que unas palabras de elogio, un abrazo o una palmadita en la espalda puede hacer maravillas en tan solo unos segundos, eso sí muestra entusiasmo sin exagerar, como resultado a este método obtendrás un buen comportamiento.

No esperes la perfección, es poco realista esperar que un niño tenga un comportamiento perfecto. De hecho, estas expectativas harán que el niño se sienta bajo mucho estrés, y se portará mal simplemente para romper esa tensión. En su lugar establece finalidades reales que tú y tu hijo puedan cumplirlos y demuéstrale a tu hijo algunos comportamientos alternativos a los que quieres que cambie. Por ejemplo, si grita y quieres que se detenga, demuéstrale cómo puede hablar bajito y aun así recibir la atención de las personas. No olvides que la disciplina no es lo mismo que el castigo, en oportunidades, es difícil no pensar en las dos como lo mismo, pero ten en cuenta que son diferentes. La disciplina tiene que ver con la enseñanza. Mientras que el castigo es la consecuencia de su mal actuar.