Embarazo Después de un Aborto

Desafortunadamente muchas mujeres han sufrido la pérdida de un embrión que se estaba desarrollando, sobre todo esto se da durante los tres primeros meses del embarazo y es común que suceda, pero las personas que lo han vivido tienen un sufrimiento terrible porque al final de cuentas es una pérdida de una vida y de muchas ilusiones y con ello viene un hueco que se queda en el corazón y ahí aparecen los temores y dudas sobre si en un futuro podrán tener un bebé, cuando pueden volver a intentarlo y que cuidados tener en el embarazo después de un aborto.

Nuestro primer consejo es ir con su médico, si fue un aborto natural o inducido por ellos debido a que el embrión ya no tenía frecuencia cardiaca o simplemente se había absorbido al cuerpo, el profesional de la salud deberá decir los cuidados que se deben de tener para que el útero de recupere y de ahí puedan volver a intentar un embarazo. Ahora, queremos comentarles que el aborto en las primeras 7 u 8 semanas del embarazo suele ocurrir, sobre todo cuando se da un embarazo por primera vez, pero hay que perder el miedo sobre las posibilidades de tener un bebé porque sí es posible tener un embarazo normal y saludable después de un aborto.

Debe quedar claro que el haber tenido un aborto espontáneo, no imposibilita a la mujer, de ninguna manera a que pueda lograr un embarazo más adelante, incluso hay casos donde algunas personas han sufrido abortos consecutivos y para los médicos, no ha habido razón médica que lo genere, así que pueden seguir intentando hasta conseguir un embarazo sano y que se lleve con naturalidad.

Los médicos recomiendan que se busque un embarazo después de un aborto en un lapso de los tres meses de esa pérdida para que el cuerpo se recupere y la futura mamá se sienta mejor anímica y emocionalmente. Ahora, si la mujer fue sometida a algún proceso quirúrgico como un legrado, los médicos suelen recomendar que espere un poco más, entre 3 y 6 meses para poder comenzar la búsqueda de otro bebé, lo cual es saludable porque muchas mujeres, al pasar por esto, suelen evitar el tema porque fue tan duro el golpe que tardan en recuperarse emocionalmente, incluso se sabe que hay muchos casos donde las mujeres pierden el apetito sexual y no desean tener por un tiempo considerable relaciones sexuales.

Finalmente cuando lamentablemente se vive un aborto, no hay que sentirse culpables, muchas mujeres se sienten responsables por lo sucedido y sinceramente solo hay que aceptar lo que sucedió y no buscar culpables, es algo natural, donde no se tiene mayor control, de hecho se sabe que el cuerpo elimina este embrión cuando tienen una anomalía cromosómica o alguna malformación, pero si pasa el tiempo y la persona no se recupera de una depresión, lo mejor es ir con un psicólogo para que les ayude y en poco tiempo puedan animarse a intentar otro embarazo después de un aborto.